DISFUNCIÓN VESTIBULAR

Eliminar los síntomas, reducir el riesgo de caídas e incorporar al paciente a sus actividades habituales lo antes como sea posible.

Camino sobre algodones...Cabeza liviana... Vomito en los autos...

No puedo mirar la tele porque me mareo...ESTOY EN EL AIRE...

Todo me da vueltas... Bajo del colectivo y me tambaleo para todos lados... 

Me choco con todo, no manejo los espacios... Me voy al costado al caminar, como si estuviera borracho...La cama se hunde, mi cabeza parecía estar dentro de una licuadora...

Estos son algunos fragmentos  que describen los pacientes en su consulta inicial y significa que algo no funciona bien, que hay un conflicto en el SISTEMA VESTIBULAR.

La derivación de un médico especialista es fundamental por su capacidad de decidir si la enfermedad es factible de rehabilitación. El Kinesiólogo especializado en Rehabilitación Vestibular realizará una evaluación inicial del problema, utilizando test específicos que miden los síntomas generales, los mismos se repetirán al final del tratamiento y se hará la comparación de resultados con  la posterior información al médico de los cambios ocurridos. 


Un programa de rehabilitación vestibular consta de los siguientes elementos:

  • Ejercicios de habituación

  • Incremento del RVO (reflejo oculovestibular) y estabilización de la mirada

  • Incremento del VSR (reflejo vestíbuloespinal) y control postural

  • Ejercicios de sustitución

  • Acondicionamiento del estado general

El principio de esta técnica se basa en la realización de una serie de ejercicios o movimientos cuya finalidad es desencadenar el cuadro de síntomas que afecta al paciente. Mediante la repetición frecuente de la circunstancia desencadenante, se logra la habituación al síntoma (vértigo, mareo, inestabilidad), hasta que finalmente este no ocurre (adaptación).


El control postural depende de una estrategia motora adecuada y de la correcta integración entre los sistemas visual, vestibular y propioceptivo.

En los casos en los que existe un déficit de estos sistemas sensoriales, el sistema nervioso central puede compensarlo mediante el uso de un sistema alternativo, de ahí la importancia de los ejercicios de sustitución.

La recuperación de la actividad vestibular puede deberse a la restitución anatómica tras la lesión; en muchas ocasiones la lesión es irreversible o recidivante. En estos casos, la plasticidad cerebral permitirá que se produzca una compensación central, a través de mecanismos de habituación, adaptación y sustitución.


Los resultados luego del tratamiento dependerán de muchos factores, entre otros, edad; diagnóstico, duración de los síntomas, estado psicológico y emocional.


La terapia de rehabilitación vestibular tiene como objetivos eliminar los síntomas, reducir el riesgo de caídas e incorporar al paciente a sus actividades habituales lo antes posible abordando  tanto las alteraciones del sistema vestibular periférico como central.

TRISKEL WELLNESS CENTER 

CABALLITO

Hortiguera 236 PB. A | CABA 

T.: (+54 911) 6364 3645

  • Facebook
  • LINKEDIN
  • Instagram
  • YouTube